24.2 C
Havana
domingo, octubre 24, 2021

Cuba: No hay nada en hospitales, ni para atender a médicos enfermos

Havana
nubes
23.2 ° C
23.2 °
23.1 °
100 %
1kmh
86 %
Dom
30 °
Lun
31 °
Mar
30 °
Mié
30 °
Jue
27 °

El drama de la falta de medicamentos, médicos, empatía y sensibilidad en hospitales cubanos sumó otro capítulo triste al extenso libro que se escribe al respecto, con la denuncia de varios cubanos, entre ellos la de un médico cienfueguero, colaborante internacionalista en varios países, que enfermó de covid-19 y de no ser por «la gente» ya estuviese muerto, porque ni sus propios colegas le pudieron asistir.

Conocido en Aguada de Pasajeros como «El Dr. Ulises», y uno de los médicos más queridos en ese municipio cienfueguero, el galeno no tuvo más opción que desahogarse por sentirse traicionado por un sistema de salud, un país, al que lo ha dedicado todo y que en el momento más complejo de su vida, al sentirse entre la vida y la muerte, si acaso le dieron un vaso con agua.

Por la importancia de su denuncia, que pudiera ser la de cualquiera de los médicos que ha enfermado de covid-19 en Cuba, reproducimos aquí su texto íntegro.

«No sé cómo comenzar, mi historia es bien triste, al menos para mí; aunque no faltarán algunos escépticos en emitir sus opiniones contrarias al significado que esta situación tiene para mí.

Soy médico hace 35 años, he laborado en este municipio en un sinnúmero de puestos de trabajo. Mi trayectoria laboral ha sido de excelencia. Lo demuestra además mis 4 misiones internacionalistas, la primera como médico militar durante la guerra en Angola de Cuito Cuanavale, se suman Venezuela y Bolivia y por último la batalla contra el Ébola en Guinea Conakry.

Antes de comenzar la Covid 19 me mantuve 4 años trabajando para los Servicios Médicos Cubanos, aportando para la economía del país más de 400 000 dólares.
Los últimos 6 meses me mantengo trabajando en un centro de aislamiento, la mayoría del tiempo 24 x 48 horas. Zona Roja que demás está decir del riesgo para la vida.

Hace 7 días tuve la fatalidad de contaminarme con el virus. Porque soy de los que sí examinan a los pacientes y después del trabajo sigo atendiendo a personas enfermas que solicitan de mis servicios y conocimientos.

El hecho es que me enfermé y rápidamente lo comuniqué a todas las instancias buscando apoyo para el diagnóstico y tratamiento ya que soy una persona de riesgo. Padezco de hipertensión arterial, asma bronquial y obesidad. Todo eso asociado a casi 59 años de edad. En mi casa convivo con mi esposa Licenciada en Laboratorio Clínico y 2 ancianas, mi madre de 93 años y la de ella, postrada, de 74 años.

tal vez quieras leer: Oficialismo reconoce colapso en hospital de Ciego de Ávila

Pasamos trabajo para lograr a los 3 días hacernos la prueba del PCR. No hubo forma de que alguien me ayudara con el diagnóstico. Mi madre comenzó con síntomas y por fin aparecieron las pruebas.

Hablé con cuanta persona pude para que se me ayudara con los medicamentos básicos del tratamiento y la respuesta aún sigue siendo negativa.

Me da tristeza en pensar lo tanto que me he sacrificado y me sacrifico día a día en mi trabajo y la respuesta que he obtenido es sencillamente que les da pena y no saben como decirme que no pueden darme el tratamiento para mí, ni para mi anciana madre.

Seguro estoy que el 100% de las personas que manejan los medicamentos y pruebas de diagnóstico no estarían pasando por esta situación tan desesperante que me ha tocado vivir.

Hablar conmigo de protocolo de trabajo y conducta ante la enfermedad para convencerme es muy difícil porque al menos en mi municipio no funciona en la mayoría de los enfermos. Evidencias sobran para escucharnos a los que estamos sufriendo esta situación. En mi caso, mi situación es conocida por todos los dirigentes y a mi casa no se ha aparecido nadie para cumplir con lo que está establecido.
Yo me pregunto si se abandona a los enfermos hasta el punto de esperar por el resultado de la base de datos para que con mucha suerte sigan vivos y sean visitados por el equipo de salud, suerte que no todos corremos y tengo sobrada evidencia de lo que hablo. Entonces cual será el deterioro de nuestra salud si no te dan medicamentos hasta no aparecer tu código en la base de datos.

Mi madre y yo estamos siendo dichosos que personas de incalculable importancia para mí se han despojado de algo tan valioso como son los medicamentos que me han dado para que pueda tratarnos esta peligrosa enfermedad. De una en una tableta hemos podido cubrir el tratamiento y rogando que no aparezcan complicaciones severas. Nunca tendré como agradecerle a estas maravillosas personas lo que han hecho por nosotros.

Nadie de mis colegas médicos podrá tener argumentos para hacerme comprender que es tan difícil y que se trate de una violación el haberme ayudado en esta enfermedad. Lo que me dejará un gran sinsabor en las relaciones profesionales con una parte de los que han tenido que ver con este sufrimiento que tengo al ver a mi madre enferma y estar padeciendo en carne propia la variedad de síntomas que me han aparecido en todos estos días.

Hoy es día 8 y ni para cuando salir en la base de datos. Son las 2:00 am no me he podido acostar por la tos de decúbito.

Dentro de algunas horas ya amanecerá y esperemos que la suerte nos siga acompañando».

También el internauta Víctor Ruiz escribió una especie de «bitácora» en su perfil personal de Facebook, con relación a la situación vivida con su padre, enfermo de covid-19 también.

Esta puede ser la denuncia de muchos; y no es la única. Tanto de médicos como de «cubanos de a pie». La prensa oficialista no las recoge, pues no están en Cuba autorizados a darle la voz al pueblo, ni tampoco se la daría a médicos como el Dr. Ulises, sino es para que lancen loas a la mal llamada «Revolución». Apenas se limitan a recoger las declaraciones de dirigentes como el Primer Ministro Manuel Marrero Cruz o la máxima autoridad en Santiago de Cuba, Lázaro Expósito, que en un ataque de «autocrítica» a nombre del gobierno han reconocido chapucerías, falta de iniciativa, falta de empatía, y hasta de sentido común en no pocos centros de salud cubanos.

Ante la censura, los cubanos han optado por descargar todas sus quejas en Facebook; que incluyen denuncias sobre fosas comunes, enterramientos en lugares alejados, etc.

En Cubacomenta hoy: Granma maquilla y «explica» protesta en hospital de Sagua la Grande

Déjanos tu opinión

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: hola@cubacomenta.com

Lo más leído

Quizás te interese

¡RECARGA DOBLE al saldo principal!RECARGA AQUÍ
+