23.2 C
Havana
jueves, octubre 21, 2021

Cubanos y haitianos continúan emigrando, a pesar de situación en México

Havana
nubes dispersas
23.2 ° C
23.2 °
23.1 °
100 %
1kmh
40 %
Jue
29 °
Vie
29 °
Sáb
29 °
Dom
30 °
Lun
29 °

Los cubanos y haitianos intentan llegar a EE.UU. por mar y por tierra

260 migrantes haitianos fueron deportados por los Guardacostas de los EEUU, y otros fueron detenidos junto a cubanos en Guatemala, confirmándose así el silencioso éxodo migratorio procedente de Cuba y Haití, que parecen tener más similitudes económicas que las que uno pudiera imaginar.

Este domingo, la Policía Nacional Civil de Guatemala informó de la localización de un grupo de 75 migrantes, cubanos y haitianos, que fueron detenidos en el departamento oriental de Zacapa. Los migrantes, entre los que se encontraban 14 menores de edad, fueron trasladados a una sede del Instituto Guatemalteco de Migración, y según relataron a la Policía Nacional, habían sido abandonados por los traficantes en una carretera del municipio de Huité, en Zacapa, a 139 kilómetros al este de la Ciudad de Guatemala.

«Al momento de identificarlos indicaron que ingresaron de forma irregular al país, sin pasar los protocolos de bioseguridad y de migración. Los policías les proporcionaron agua y alimentación», detalló la entidad en una publicación en Twitter.

Guatemala es paso obligado para los grupos de migrantes que intentan cruzar hacia Estados Unidos, sobre todo centroamericanos, cubanos, africanos, haitianos y suramericanos. Algunos de ellos procedentes de lugares tan remotos como Uruguay.

Y si el caso de los migrantes cubanos es significativo – recordemos que el pasado mes de julio otro grupo de 13 migrantes cubanos fue interceptado en Guatemala, luego de que las autoridades detuvieran un camión en cuyo trailer viajaban 145 personas indocumentadas con destino a la frontera México–Estados Unidos – no menos significativo es el de los migrantes haitianos, que por simpatías y porque el gobierno cubano ha ayudado en no pocas catástrofes naturales a Haití, suelen asociarse sin muchos problemas con los cubanos en estas peligrosas travesías.

Haitianos eran, en su mayoría, los que fueron desalojados de un enorme campamento fronterizo entre las ciudades Del Río, en Texas, y Ciudad Acuña, en México. Se especula que son, alrededor de 4 mil, en su mayoría, haitianos, los que actualmente están transitando por Panamá.

260 migrantes haitianos fueron deportados este viernes por la tripulación del guardacostas Resolute, luego de dos intercepciones en el mar, frente a las costas de Haití y Cuba. El comunicado del Servicio de Guardacostas de Estados Unidos expresa:

«Durante una patrulla de rutina, la tripulación de Diligence interceptó un carguero de vela de 35 pies, el viernes, aproximadamente a las 5:30 a.m., con 77 personas a bordo a unas 20 millas al sur de Cuba. Fueron llevados a bordo del cúter debido a que la embarcación estaba sobrecargada y luego fue destruida como un peligro para la navegación.

«Posteriormente, el guardacostas Resolute interceptó un carguero de 55 pies con 183 personas a bordo, el miércoles, aproximadamente a las 4 p.m., a unas 36 millas de Cap Du Mole, Haití. Este buque también fue destruido como peligro para la navegación.»

En ambos casos solo el mar – el peligroso mar – separaba a los migrantes haitianos de su destino.

Cubanos atraviesan diez países para llegar a EE.UU.

Así lo revela el diario uruguayo El País, que recoge el dato. Los cubanos que por alguna razón u otra se han tenido que ir de Uruguay, deben atravesar 10 países – Brasil, Perú, Ecuador, Colombia, Panamá, Costa Rica, Nicaragua, Honduras, Guatemala y México – hasta llegar a los EE.UU. (a la frontera), no sin antes atravesar selvas, pagar extorsiones, ser capturados, las mujeres violadas, y como mínimo, gastar unos diez mil dólares.

Se trata de la arriesgada travesía que tienen que emprender los migrantes cubanos si desean alcanzar el sueño americano. Diez países y varias selvas.

En el camino, los cubanos se encuentran otros grupos de migrantes, haitianos, entre ellos; pero también de África. Ya luego en Centroamérica, se les unen hondureños, guatemaltecos, salvadoreños.

Detalla El País que «el éxodo siempre existió, en cuenta gotas, porque el cubano lleva la migración a Estados Unidos en sus genes,» pero la emergencia sanitaria impulsada por el coronavirus, acrecentó la crisis económica en los países del Sur, y no pocos cubanos decidieron abandonar Uruguay.

Las cifras que dio a conocer la Dirección Nacional de Migración citadas por el periódico uruguayo, son significativas. Tan solo en los ocho primeros meses del 2021 ingresaron por puestos migratorios 1 816 cubanos, pero salieron del país andino 2 687. Es decir, casi mil más de los que entraron.

Un cubano, identificado como Yoendris, le dijo al diario uruguayo:

“El cubano admira la democracia, la libertad y la gente uruguaya. Pero al cubano siempre le costó adaptarse al clima del país y dejar parte de su familia (en la isla). A eso se le suma que Uruguay es un país caro, que muchas veces no alcanza con un único ingreso, y que con la pandemia se agravaron las penurias económicas”.

Por su parte, Silvia Rivero, investigadora de Trabajo Social en la Universidad de la República, expresa:

“A los cubanos que ingresan a Uruguay, como también sucede con los dominicanos, se les exige unos trámites, dineros y garantías que se les hace muy difícil. Incluso es complicado para aquellos que son universitarios, porque no tienen cuentas bancarias y a veces ni siquiera traen los títulos profesionales apostillados. Del poco dinero que traen, casi todo se les acaba en el trayecto durísimo que hacen en el camino por Guyana y Brasil. Las redes de tráfico les van quitando todo. Y por eso en Uruguay terminan viviendo en condiciones precarias, hacinados en pensiones y trabajando en los servicios peor pagados”,

explicó la experta al diario uruguayo.

El diario señala que «antes», el hecho de que Nicaragua no le exigía visado a los cubanos, simplificaba la ruta.

Los cubanos entonces «se quitaban de encima 7 países». Solo les quedaba atravesar Honduras, Guatemala y México. Una vez interrumpido este acceso, los cubanos debieron volver a emprender el camino de las selvas, entre ellas la temida selva del Darién, una de las zonas más peligrosas de América Latina, dominada por poderosas redes de crimen organizado, donde se han encontrado con haitianos y africanos, en general.

Todos juntos, cubanos, haitianos, africanos, asiáticos y centroamericanos, forman parte de esa enorme masa de migrantes que se dirigen hacia los EE.UU. y que tiene a la administración Biden en el ojo de un huracán.

Son miles, y la catástrofe en la frontera no cesará nunca, a no ser que cese la miseria en los países de origen. Llámese Cuba o Haití; llámense cubanos o haitianos. Si hay pobreza, habrá migración.

Tal vez quieras leer: Migrantes cubanos irregulares en Chile podrían ser expulsados

Déjanos tu opinión

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: hola@cubacomenta.com

Lo más leído

Quizás te interese

¡RECARGA DOBLE al saldo principal!RECARGA AQUÍ
+